El español David Ferrer sorteó un obstáculo más en su lucha por ser el segundo tetracampeón del Abierto Mexicano al despachar el jueves 6-3, 6-1 al italiano Paolo Lorenzi para convertirse en el primer semifinalista del torneo.

Ferrer, quien ganó su 18vo partido consecutivo en las canchas del complejo Mextenis, dio su mejor actuación desde que llegó al país y camina con paso firme a otra final.

El austríaco Thomas Muster es el único tetracampeón del Abierto Mexicano de tenis.

Ferrer, cuarto del mundo y primer sembrado en México, ahora espera al triunfador del partido entre el italiano Fabio Fognini y el colombiano Santiago Giraldo, que se realizará más tarde.

A diferencia del año pasado, cuando se le veía como el claro favorito, Ferrer parece tener un obstáculo mayor en esta edición del Abierto Mexicano con la presencia de su compatriota Rafael Nadal, quien está jugando su tercer torneo luego de que una lesión en la rodilla lo alejó siete meses de las canchas.

Nadal, quien es segundo en la siembra, jugará más tarde ante el argentino Leonardo Mayer.

El Abierto Mexicano de Tenis se realiza en las canchas de polvo batido del complejo Mextenis de Acapulco, ciudad localizada a unos 400 kilómetros (248,5 millas) al sur de la capital del país.