El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, instó hoy a acelerar el proceso para establecer la unión bancaria y económica europea, necesaria para asegurar un crecimiento duradero.

"Las reformas no tienen alternativa", resaltó Rompuy en rueda de prensa en Budapest, después de entrevistarse con el primer ministro húngaro, Viktor Orbán.

Resaltó así la importancia de que los países de la Unión Europea (UE) prosigan con las reformas para avanzar en la unión política, económica y bancaria, necesaria para que puedan acceder a más préstamos, lo que a su vez facilita un crecimiento duradero.

Aunque tras un años crucial (2012) tal vez se ha "superado lo más difícil" de la crisis en Europa, pero nadie puede descansar aún, señaló.

Por otro lado, reiteró que considera "bueno e importante" el Marco Financiero Plurianual (2014-2020) de la UE.

Ahora el Parlamento Europeo debe "aprobar los resultados del consejo", dijo.

Van Rompuy se entrevistará con el presidente de Hungría, János Áder, antes de partir este mismo miércoles a Varsovia.