Swansea celebró un siglo de vida ganando su primer trofeo grande.

El equipo centenario goleó 5-0 a Bradford, de la cuarta división, el domingo en la final de la Copa de Liga.

Nathan Dyer y Jonathan de Guzmán anotaron dos goles cada uno y el restante fue de Michu.

El encuentro se disputó en el estado de Wembley y su resultado fue el margen de victoria más abultado en esta competencia eliminatoria.

Es la primera vez que un club galés gana una copa inglesa desde el éxito de Cardiff en la Copa FA de 1927.

Bradford es el primer equipo de la cuarta división en el fútbol inglés que llega a la final de un torneo grande desde 1962. En su notable campaña eliminó a Arsenal, Aston Villa y Wigan.

El arquero de Bradford, Matt Duke, fue expulsado a los 56 minutos antes de que de Guzmán anotara el cuarto tanto de penal.