Un reportero de la televisión israelí resultó herido hoy en los incidentes registrados entre efectivos israelíes y un millar de palestinos que protestaban en Betunia en solidaridad con los presos palestinos en huelga de hambre, informaron medios locales.

Al parecer, el reportero resultó herido en la cabeza por el lanzamiento de una piedra, añadieron.

Los manifestantes palestinos se habían concentrado Betunia, aldea cisjordana próxima a Ramala, para marchar hacia la vecina prisión militar israelí de Ofer, en protesta por la situación de los reclusos palestinos en huelga de hambre.

Según medios locales, una gran cantidad de fuerzas del Ejército israelí se encontraban desplegadas en el área, incluidos tiradores profesionales posicionados en las verjas.

La protesta, como es habitual en las últimas semanas, derivó en enfrentamientos entre jóvenes manifestantes palestinos y los efectivos militares israelíes, en los que resultó herido en la cabeza el reportero israelí, que fue atendido por un equipo médico en el lugar de los hechos, precisaron los medios.

A la protesta por la situación de los prisioneros palestinos bajo arresto administrativo, entre los que se encuentran cuatro en huelga de hambre, se sumó el miércoles el Movimiento Islámico de Israel, en coincidencia con un dictamen del Supremo israelí que rechazó una demanda de uno de los huelguistas.

Dos de los presos en huelga de hambre, Samer Isawi y Ayman Sharawneh, figuran entre los 14 palestinos excarcelados en 2011 en virtud de un canje de presos con Hamás por la liberación del soldado israelí Guilad Shalit, y que fueron arrestados nuevamente por Israel.

El martes presos palestinos en cárceles de Israel -800 según asociaciones de presos palestinos, y 500, según el Servicio de Prisiones Israelí- realizaron una protesta solidaria de un día como gesto de apoyo a los huelguistas, al rechazar las comidas que les sirvieron sus carceleros.

El pasado viernes se habían registrado duros incidentes entre palestinos y fuerzas de seguridad israelíes en Betunia, donde hoy tiene lugar esta nueva manifestación.

Esta semana se han sucedido las concentraciones en Cisjordania para protestar por las condiciones de arresto de los presos, así como para denunciar las detenciones administrativas, renovables cada seis meses y en las que un detenido puede estar hasta varios años sin ser imputado ni recibir asistencia letrada.