El ariete argentino Hernán Barcos anotó un gol y puso dos asistencias que le dieron el miércoles el triunfo al Gremio de Porto Alegre por 3-0 en su visita a Fluminense, en un duelo brasileño por la Copa Libertadores.

El "Pirata", como se conoce al barbudo atacante recién incorporado a Gremio, se convirtió en el héroe de la jornada al marcar el primer tanto del partido y dar la asistencia para los dos siguientes, en la segunda fecha del Grupo 8. El chileno Eduardo Vargas metió el tercer tanto de los visitantes.

Gremio sorprendió con la apertura del marcador a los 33 minutos cuando Elano cobró un tiro de esquina que Barcos convirtió de cabeza. André Santos puso el 2-0 al recuperar un rechazo del portero Diego Cavalieri, tras un disparo de Barcos, quien sirvió el pase para que Vargas marcara el 3-0 final con un potente disparo cruzado.

Fluminense, jugando en casa en el estadio Engenhao de Rio de Janeiro, fue prácticamente borrado de la cancha por el rival sureño.

Fred, figura clave en el ataque de Fluminense, se vio aislado y sin capacidad de inquietar a la cerrada defensa del equipo de Porto Alegre, que una semana antes había perdido 2-1 ante el Huachipato chileno, con gol de penal de Barcos.

En la segunda parte del partido, el técnico de Fluminense Abel Braga hizo entrar al volante Deco y más tarde a Thiago Neves, en un intento por tomar control del medio campo, pero la superioridad de Gremio se mantuvo hasta el pitazo final.