El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) anunció hoy la aprobación de un préstamo de 17,2 millones de dólares para apoyar la ampliación de la principal carretera de Honduras, la CA-5 Norte.

La carretera CA-5 Norte tiene importancia estratégica para la región ya que conecta la capital, Tegucigalpa, con San Pedro Sula, principal zona industrial de Honduras, indicó en nota de prensa el organismo internacional.

Asimismo, une Tegucigalpa con Puerto Cortés, el único puerto de aguas profundas de América Central, situado sobre la costa del Caribe.

Este nuevo préstamo complementa dos previos del BID: uno de 30 millones aprobado por en 2007 y otro de 50 millones aprobado en 2004, para concluir las obras a lo largo de un tramo de 50 kilómetros en carretera.

El proyecto de mejora contempla obras en dos segmentos. Entre el desvío San Antonio hasta el fin del Valle de Comayagua, de 24,7 kilómetros, y el segundo, de 25,5 kilómetros, entre La Barca y Villanueva, que incluye un puente de 320 metros sobre el río Ulúa.

Las inversiones convertirán el 60 por ciento de la carretera CA-5 Norte en una autopista de cuatro carriles, lo que reducirá el tiempo de viaje en un 20 por ciento.