Federico Luppi regresará este domingo a los escenarios de Buenos Aires como protagonista y director de "La noche del ángel", del dramaturgo italiano Furio Bordon, pieza que, según el actor argentino, plantea que el psicoanálisis "no es la llave universal de la felicidad".

La obra subirá a escena en el teatro Picadero con la actriz, directora y dramaturga española Susana Hornos y el joven actor argentino Nehuen Zapata como coprotagonistas.

En "La noche del ángel", un viejo actor llega por sorpresa a la casa de su hija, una psicóloga que trata de controlar en cada momento sus emociones y se siente turbada por la presencia de su padre, hasta que irrumpe en escena uno de sus jóvenes pacientes.

Según Luppi, "La noche del ángel" habla de "un viejo actor en decadencia, muy agudo, muy experimentado y muy cabrón, que tiene una hija psicóloga".

"Tiene un trasfondo donde se critica, más que a Freud, a los seguidores de Freud y plantea una cosa que me parece interesante, porque rompe con un mito: el psicoanálisis es un camino de salud, pero no es la llave universal de la felicidad", sostuvo el actor en una entrevista publicada hoy por el diario La Nación, de Buenos Aires.

Luppi dijo que la obra también plantea que "ningún cuidado material del mundo es suficiente si un chico no tiene afecto".

El actor argentino, próximo a cumplir 77 años, reveló sus deseos de hacer otra obra del italiano Bordon, "Las últimas lunas".

"Cuenta las últimas lunas de un viejo que va un geriátrico enviado por el hijo. Es una obra muy entrañable, muy hermosa. Y la compré. Tengo edad para hacerla y la quiero hacer en un futuro no muy lejano", afirmó el artista.

Luppi tiene una frondosa carrera cinematográfica como actor, tanto en Argentina como España, donde ha ganado, entre otros premios, una Concha de Plata como mejor actor en el Festival de San Sebastián en 1997 por su participación en "Martín (Hache)".

Entre sus trabajos más recordados en cine están "Caballos salvajes" (1995), "El espinazo del diablo" (2001), "Un lugar en el mundo" (1992), "La Patagonia rebelde" (1974) y "Plata dulce" (1982).

Luppi también dirigió la cinta española "Pasos" (2005) y tiene además una reconocida trayectoria en el teatro y la televisión.