Alberto Contador (Saxo Tinkoff), segundo en la general de la Vuelta a Omán tras ser el gran animador de la quinta etapa, lamentó que se le escapase la victoria ante el británico y líder Chris Froome "por escasos centímetros".

"Es una pena que no haya podido ganar la etapa por escasos centímetros. No estoy bien del todo y me falta aún afinar la forma. De todas las formas estoy contento porque hoy el equipo ha dado una gran imagen", dijo.

Respecto a la ambición atacante mostrada un día después de que en la Montaña Verde fuese superado por sus rivales directos, Contador señaló que "son cosas que van contigo".

"No soy de competir en muchas carreras, pero cuando me pongo un dorsal me gusta luchar y si puedo, ganar. No me podía conformar simplemente con ir en el grupo, quería ganar", señaló.

Sobre la etapa, Contador explicó que "hubo batalla", y en esta faceta el madrileño fue el encargado de seleccionar al grupo que disputó la etapa.

"Ataqué en el segundo ascenso para seleccionar al grupo y en el tercero para coger la bonificación y desplazar a Evans en la general. Traté de irme en solitario pero luego vi que llegaban Froome y Purito y ya nos tuvimos que disputar la victoria entre los tres".

"No obstante", concluyó Contador, "he estado muy cerca de la victoria y eso es importante".