Un asteroide con 45 metros (150 pies) de largo pasará muy cerca de la Tierra la próxima semana.

La enorme roca se acercará el viernes entrante a unos 27.000 kilómetros (17.000 millas) y será el objeto del que se tenga registro que más cerca haya pasado de la Tierra. Pero los científicos de la Nasa dijeron el jueves que no hay motivos para preocuparse pues no existe la menor posibilidad de una colisión

El asteroide, considerado pequeño, estará a menos distancia de la Tierra que muchos satélites de comunicación en órbitas lejanas. Podrá ser visto con binoculares y telescopios cuando que se acerque a una velocidad de casi 28.000 kilómetros por hora (17.400 millas por hora). El lugar para apreciarlo mejor será en principalmente Indonesia, aunque también podrá observarse bien en Europa del Este, Asia y Australia.

El asteroide fue descubierto en febrero de 2012.