El presidente Juan Manuel Santos autorizó el domingo el inicio de las gestiones para buscar la liberación de dos policías secuestrados hace nueve días por las FARC, y cuya jefatura comunicó en la víspera su intención de entregarlos en una fecha no determinada.

"El ministerio de defensa ya tiene instrucciones para coordinar con CICR (Comité Internacional de la Cruz Roja) la liberación de policías", escribió el primer mandatario en su cuenta Twitter.

Los uniformados que recobrarían la libertad, según un comunicado publicado el sábado por la guerrilla de las FARC, son Víctor Alfonso González y Cristian Camilo Yate, patrulleros secuestrados el 25 de enero en una zona del departamento de Valle del Cauca mientras adelantaban tareas de inteligencia.

Los rebeldes informaron, también, que estaban dispuestos a liberar en simultáneo a un militar que retuvieron el 29 de enero en el municipio de Policarpa, departamento de Nariño y a 530 kilómetros al suroeste de Bogotá, durante un combate con tropas del Ejército.

Sin embargo, Santos no habla de este soldado en su pronunciamiento inicial respecto al anuncio de las FARC.

Para llevar a buen puerto el proceso, el grupo rebelde pidió la intermediación del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) y el grupo de activistas "Colombianos y Colombianas por la Paz", que lidera la ex congresista Piedad Córdoba.