En un partido dinámico y vibrante, Valladolid y Athletic de Bilbao empataron 2-2 el viernes en el arranque de la 22da fecha de la liga española, resultado que deja a ambos equipos en la zona media de la clasificación.

El Athletic, con un irregular discurrir en el campeonato, remontó para hilvanar su tercer cotejo sin derrota, pero sigue a tres puntos de distancia del Valladolid, 10mo en la clasificación con 29 unidades, cinco menos de las requeridas para ocupar plazas europeas.

Javi Guerra y Alberto Bueno pusieron en ventaja al equipo local con tantos a los ocho y 15 minutos, pero Oscar de Marcos (22) y Markel Susaeta (50) nivelaron por el Athletic y el técnico argentino Marcelo Bielsa pudo celebrar el punto rescatado ante el Valladolid, que venía de ganar sus dos cotejos previos en su estadio.

El Barcelona, líder con 58 puntos y 11 de ventaja sobre el Atlético de Madrid, juega el domingo en cancha del Valencia, mientras que los rojiblancos enfrentan al Betis. El Real Madrid, tercero, visita el sábado al Granada.

Los 22 primeros minutos de partido ofrecieron tres goles, los dos primeros del Valladolid y manufacturados por la banda derecha, desde la cual Antonio Rucavina sirvió un balón a la cabeza de Javi Guerra, certero en el remate a la red, y Daniel Larsson retrasó un rechace para la llegada de Bueno, quien superó por bajo a Gorka Iraizoz.

Con multitud de futbolistas ofensivos por bando, los ataques superaban con creces a las defensas y el Athletic también explotó el costado izquierdo de la zaga local, primero generando un remate al poste de Aritz Aduriz, luego recortando en una jugada similar, cuando De Marcos cazó un centro de Susaeta, impactando el balón en la madera antes de superar la línea de gol.

El inicio de la segunda mitad confirmó el guión ofensivo del cotejo con otro zapatazo al poste de Guerra y el empate del Athletic, nacido en un tiro de esquina reorientado por Aduriz a la posición de Susaeta, quien no perdonó en boca de gol.

Jon Aurtenetxe estuvo a punto repetir a balón parado con un cabezazo ligeramente desviado, y el Valladolid respondió con una ajustada volea de Omar Ramos en un final dinámico en juego, pero privado de goles.