La Agencia Mundial Antidopaje tachó el martes de deshonesta a la Unión Ciclista Internacional por disolver su panel independiente antidopaje, y dijo que no participará en la comisión de amnistía establecida por la UCI.

La AMA dijo que el organismo rector del ciclismo mundial ha "decidido nuevamente desatender su responsabilidad con el deporte" al desmantelar el panel que revisaría las acusaciones de que dirigentes del ciclismo ayudaron a encubrir las pruebas sospechosas de dopaje de Lance Armstrong y de que aceptaron 125.000 dólares de él como donativo.

En lugar de ello, la UCI anunció el lunes sus planes para establecer una "comisión de la verdad y reconciliación" que — afirmaba — tenía el apoyo del presidente de la AMA John Fahey.

"Esto no sólo está mal en contenido y proceso, sino también es deshonesto", afirmó la AMA en un comunicado. "La AMA aguardaba una respuesta a la correspondencia cuando la UCI hizo el anuncio".

"La AMA no ha considerado y no considerará participar en empresa alguna con la UCI mientras continúe esta actitud unilateral y arrogante", agregó.

La agencia antidopaje añadió que no "auxiliará ni contribuirá a ningún esfuerzo de colaboración con la UCI para investigar los persistentes problemas de la UCI con el dopaje en su deporte y su presunta complicidad".

El presidente de la UCI, Pat McQuaid, emitió el martes una respuesta al comunicado de la AMA, en el que dijo había "tergiversaciones descaradas y agresivas", y publicó mensajes privados de correo electrónico intercambiados con la agencia.

"La UCI está perpleja por que la AMA haya elegido ahora desairar y atacar la disposición de la UCI para establecer una comisión de la verdad, tras haber pedido que la UCI estableciera tal comisión", dijo McQuaid en un comunicado.

McQuaid afirmó que Fahey apoyó que el panel independiente fuera remplazado por la comisión de la verdad, y difundió un correo electrónico en el que el jefe de la agencia antidopaje dijo que "el proceso debe tener un nuevo comienzo".

Las acusaciones contra la UCI surgieron tras el informe de la Agencia Estadounidense Antidopaje que detallaba prácticas de dopaje de Armstrong y que derivó en que se le despojara de sus siete títulos del Tour de Francia.

La UCI dijo que desmantelaría el panel independiente debido a la negativa de la AMA para cooperar con la investigación.

Pero la AMA dijo el martes que no participaría debido las "deficiencias en los términos de referencia y los tiempos". Agregó que tampoco quería que la UCI revisara o editara los hallazgos antes de que fueran difundidos.