Estados Unidos "hará lo que deba" para evitar que Irán desarrolle un arma nuclear, declaró el jueves el senador John Kerry, nominado del presidente Barack Obama para encabezar el Departamento de Estado y quien acotó que sigue siendo viable la diplomacia como opción para lidiar con Teherán.

Durante una audiencia legislativa para su confirmación en el cargo — con la casi segura aprobación del Senado_, Kerry habló de una serie de preocupaciones manifestadas por la Comisión de Relaciones Exteriores, como el pasado acercamiento de Kerry con el presidente sirio Bashar Assad hasta los cuestionamientos del Partido Republicano a la nominación del ex senador republicano Chuck Hagel como secretario de Defensa.

"El presidente lo hizo definitivo: haremos lo que debamos para evitar que Irán obtenga un arma nuclear", dijo Kerry en su declaración de apertura. "Lo repito aquí hoy: nuestra política no es contener, es prevenir y el reloj avanza en nuestros esfuerzos por asegurar un cumplimiento responsable".

Al ser presionando sobre el tema de Irán y sus presuntas ambiciones nucleares, Kerry dijo confiar que Estados Unidos y otros países puedan tener avances en el frente diplomático, pero que Teherán necesita entenderlo y demostrar que su programa tiene fines pacíficos.

"Eso no es muy difícil de demostrar", agregó el ex candidato presidencial demócrata, quien dijo que se necesitaban "inspecciones invasivas".

En un intercambio inesperado, Kerry se encontró defendiendo de las críticas republicanas la controvertida nominación de Hagel — también republicano — para encabezar el Pentágono.

El senador republicano Bob Corker manifestó su preocupación por el apoyo expresado por Hagel a la reducción de 80% del arsenal nuclear de Estados Unidos, un tema importante para el legislador por Tenesí, de donde es originario. La instalación nuclear Y-12 está cerca de Oak Ridge, Tenesí, y cualquier reducción tendría impacto en los empleos locales.

"Conozco a Chuck Hagel. Pienso que es un sólido ex senador patriota y será un sólido secretario de Defensa", declaró Kerry.

El senador demócrata por Massachusetts pidió ser realistas al indicar que una reducción de 80% es una aspiración que no sería probable, dada la situación actual.

Sobre su pasado acercamiento a Assad — ahora un paria internacional tras meses de guerra civil en Siria_, Kerry dijo que hubo un momento en que Siria se acercó a Occidente, pero que eso fue hace mucho.

"Assad ha hecho juicios que son inexcusables, reprensibles. Creo que no le queda mucho como jefe de Estado en Siria", dijo.

___

Los periodistas de The Associated Press Matthew Daly y Stephen Braun aportaron a este despacho.