Con una advertencia a los residentes de Seattle de que "no celebren tan pronto", el alcalde de Sacramento Kevin Johnson presentó el martes la primera parte de su plan de cuatro pasos para mantener a los Kings en la capital de California.

Ante una multitud enfrente del edificio del ayuntamiento conformada por aficionados de los Kings y funcionarios públicos, Johnson señaló que tenía 19 inversionistas locales que prometieron al menos un millón de dólares cada uno para comprar la franquicia de la NBA.

Dijo que "dentro de poco será anunciado" el socio principal que espera podrá cimentar la última oportunidad de acuerdo para evitar que los Kings se muden a Seattle.

El anuncio del alcalde ocurrió un día después de que la familia Maloof anunció que firmó un acuerdo para vender los Kings a un grupo de Seattle encabezado por el inversionista Chris Hansen. El acuerdo está en espera de una votación de la Junta de Gobernadores de la NBA.