El gobierno ecuatoriano espera alcanzar una producción petrolera de 527.000 barriles diarios, a finales de 2013, informó el sábado el ministro de Recursos Naturales No Renovables, Wilson Pastor, quien aseguró que la tendencia a la baja en los campos de extracción se ha revertido.

Pastor explicó que debido a la disminución de la energía de los campos petroleros en operación existe una tendencia natural de la producción a caer, sin embargo, con una inversión privada y pública de cerca de 8.000 millones de dólares "hemos no solo mantenido la producción si no que se está revirtiendo la tendencia", dijo durante el programa de radio y televisión "Diálogo con el presidente".

Aseguró que de no haberse tomado dicha medida, la producción petrolera ecuatoriana habría caído a unos 250.000 barriles por día.

Actualmente, Ecuador produce, entre empresas privadas y públicas, 504.000 barriles de crudo diarios, mientras para el 2013 se espera cerrar con 527.000 y "en el año 2014 romperemos el récord histórico de producción en la industria petrolera nacional", dijo Pastor sin detallar una cifra.

Destacó una ganancia para el presupuesto del Estado de 2.795 millones de dólares de utilidades adicionales, gracias a la renegociación de los contratos petroleros con las compañías privadas que se ejecutó en 2010.

"Ahora somos propietarios de todo el petróleo ciento por ciento", afirmó.

De no haber acordado la nueva modalidad contractual "hubiéramos perdido 40.000 barriles por día de producción", señaló Pastor.

Agregó que se están invirtiendo unos 380 millones de dólares para descubrir nuevas reservas del hidrocarburo.

Ecuador ha enfrentado duros reveses en tribunales internacionales, donde empresas como Burlington, Perenco y la estadounidense Occidental han interpuesto demandas exigiendo millonarias indemnizaciones.

El petróleo es el principal producto de exportación de la nación andina.