Pumas lleva tres torneos consecutivos sin poder clasificarse a la pelea por el título del fútbol mexicano. Para el torneo Clausura 2013, el conjunto universitario confía haber puesto la casa en orden.

La temporada pasada, Pumas se abocó a una reestructuración. Lo primero fue una nueva directiva, encabezada por el presidente del patronato Jorge Borja y el director deportivo Alberto García Aspe.

Ambos tomaron decisiones que provocaron que los Pumas terminaran en la décimo lugar de la clasificación general, con 23 puntos en 17 fechas.

García Aspe fichó a tres refuerzos foráneos que poco o nada rindieron. También erró en la contratación de los entrenadores Joaquín Del Olmo y Mario Carrillo, quienes fueron cesados.

"No fue un torneo como lo queríamos, a lo mejor hubo muchas malas decisiones, pero hay un plantel y un cuerpo técnico que conoce perfectamente lo que es Pumas, con experiencia y con juventud, y esperemos que este torneo sea importante para el equipo", dijo García Aspe. "La primera meta es clasificar, eso es lo más importante, lo tenemos claro todos".

Tras los despidos de Del Olmo y Carrillo, Antonio Torres Servín, un ex jugador del equipo, pasó la prueba en funciones de interino y la dirigencia decidió darle la confianza para dirigir esta temporada.

"Queremos tener un equipo muy ordenado que recupere rápido la pelota y salga rápido al frente", dijo Torres Servín, quien ganó dos de los tres partidos que dirigió como interino en el Apertura 2012. "El objetivo es clasificar y ser de los protagonistas, ser el equipo que luche los primeros lugares".

Además de Torres Servín, la directiva optó por la continuidad del volante argentino Martín Romagnoli y del delantero español Luis García, que jugaron muy poco la temporada pasada. Las novedades son el delantero paraguayo Robín Ramírez y al defensa Ignacio González.

"Se viene una revancha, a nivel de equipo y a nivel personal porque tenemos que revertir lo que fue el torneo pasado, que no fue bueno", dijo Romagnoli, quien jugó sólo en nueve partidos, cinco de titular.

Ramírez llega al fútbol mexicano procedente del Deportes Tolima de Colombia, donde fue el máximo goleador de la pasada campaña con 13 dianas.

"Sé que es un equipo muy grande, pero sé de mi capacidad y la de mis compañeros", dijo Ramírez. "Tengo algunas cualidades y espero poder explotarlas para que este equipo logre cosas importantes".

Los Pumas comienzan su temporada el próximo domingo visitando al Atlante.