Los Saints de Nueva Orleáns y el entrenador suspendido Sean Payton aseguraron su relación para la próxima temporada mientras el equipo trata de dejar atrás el escándalo de recompensas por lesiones a rivales y reanudar su puja por un segundo título de Super Bowl.

Payton aceptó en principio una extensión multianual de contrato, informó el equipo el sábado.

"Muy contentos de que sea oficial", dijo el quarterback Drew Brees en un mensaje de correo electrónico a The Associated Press. "Nunca tuve dudas".

Payton se preparaba para iniciar su séptima temporada como entrenador de los Saints en 2012 al momento de ser suspendido por toda la campaña por el comisionado de la NFL, Roger Goodell, por su relación en el caso de recompensas investigado por la liga.

"Estoy contento de que Sean Payton será nuestro entrenador por mucho tiempo más", dijo el propietario del equipo, Tom Benson, en un comunicado. "Ahora podemos centrar nuestra atención en reforzar la tradición ganadora con los Saints en la que Sean ha jugado en enorme rol".

Payton firmó una extensión de contrato en 2011 valuada en más de 6 millones de dólares anuales que lo habría mantenido en Nueva Orleáns hasta 2015, pero Goodell rechazó algunas de sus cláusulas, dejando el futuro de Payton en la incertidumbre hasta que se logró el nuevo acuerdo el viernes. Las cláusulas en cuestión de la extensión previa otorgaba a Payton el derecho de renunciar antes de tiempo en caso de que el gerente general de los Saints, Mickey Loomis, abandonara al club por cualquier motivo.

El nuevo acuerdo también debe ser aprobado por la NFL. El equipo no reveló hasta cuándo vence el nuevo contrato ni sus términos económicos.

Payton tiene foja de 62-34 en partidos de temporada regular como entrenador en jefe de los Saints y de 5-3 en la postemporada. Durante las tres campañas previas a su suspensión, los Saints sumaron 41 triunfos en partidos de temporada regular y playoffs, más que cualquier otro equipo de la NFL.

Sin Payton al frente esta temporada, los Saints no clasificaron a playoffs por primera vez desde 2008. Brees siguió siendo prolífico, pero sus 18 intercepciones también empataron la mayor cantidad de la liga rumbo al último fin de semana de la campaña regular.

Los Saints se enfilan al último duelo de la temporada, un partido contra Carolina, con foja de 7-8 y esperando evitar su primera campaña perdedora desde que terminaron 7-9 en 2007.

Se espera que Payton regrese con los Saints inmediatamente después del Super Bowl del 3 de febrero, a menos que Goodell le permita reincorporarse antes.