Toshihiro Aoyama anotó en el segundo tiempo para que el Sanfrecce Hiroshima de Japón se impusiera el jueves 1-0 al Auckland City de Nueva Zelanda, en el comienzo del Mundial de Clubes.

Aoyama anotó a los 66 minutos, mediante un potente disparo desde los linderos del área. Ryota Moriwaki estuvo cerca de aumentar la ventaja del Sanfrecce a los 85, al estrellar un balón en el travesaño.

"Nuestro estilo de juego contempla que todos vayan al ataque", dijo Aoyama. "Podríamos haber anotado más goles si hubiéramos aprovechado nuestras oportunidades".

El partido del jueves representó la primera ocasión en que la FIFA emplea una tecnología para dirimir si el balón rebasa la línea de gol. El sistema GoalRef, basado en campos magnéticos, se utilizará para los encuentros en Yokohama, mientras que los partidos que se disputen en el Toyota Stadium contarán con otra tecnología, Hawk-Eye, basada en cámaras.

Gracias al triunfo, el club japonés avanzó a los cuartos de final, donde enfrentará el domingo al campeón africano, Al-Ahly de Egipto, en Toyota.

En el otro cotejo dominical de cuartos, el Monterrey de México se mide al Ulsan Hyundai surcoreano. Corinthians de Brasil y Chelsea de Inglaterra avanzaron directamente a las semifinales en esta novena edición del Mundial de Clubes.