La nueva tienda de la firma española Lladró en Nueva York abrió hoy sus puertas en la popular avenida Madison, en el corazón de Manhattan, con un diseño del famoso madrileño Jaime Hayón que permite conjugar sus tradicionales diseños de porcelana con los contemporáneos.

Lladró se trasladó del antiguo local en la ciudad donde se estableció en 1986, para ubicarse a pocos pasos de la catedral San Patricio y del emblemático Rockefeller Center como parte de un proceso de expansión de otras "boutiques", que le llevará a terminar el año con más de diez nuevas tiendas, entre ellas las recientemente inauguradas en Dubai, Estambul y Myanmar.

"Estamos contentísimos de haber llegado a Madison, un marco perfecto para ir trayendo las cosas nuevas. Hemos sido muy bien recibidos", dijo a Efe Rosa Lladró, presidenta de una compañía que en 2013 cumplirá su 60 aniversario.

Destacó que en su nuevo local, donde las figuras se muestran por temática en nichos, "se mantiene la esencia de la casa, pero técnicamente vamos ganando mucho con el tiempo, tenemos nuevos colores y un mate con mucha calidad que permite abordar temas de una manera más actual".

Y en lo referente a la actualidad, Lladró ha experimentado con nuevos temas y diseños con artistas invitados bajo el concepto "Guest", e incluso en 2013 contarán con un diseñador de juegos de vídeo, cuya nombre aún no revelan, sin dejar de lado sus tradicionales figuras que le han dado a conocer, como las madres con bebés y los de animales.

"Nos atrevemos con cualquier cosa, vamos tocando nuevos temas. Nos hemos salido de la vitrina (tradicional) a otras cosas", destacó Lladró, quien agregó que con motivo del 60 cumpleaños de la compañía añadirán "mucho color".

Lladró señaló que serán "piezas muy buenas de temática española" que mostrarán a partir de enero y aseguró que les "hace mucha ilusión el 60 aniversario".

Un artista clave en los cambios que ha tenido la compañía en los últimos siete años es el diseñador Jaime Hayón (1974), cuya creatividad le ha llevado a trabajar con importantes compañías como Benetton, con la que inició su carrera en 1997, y en 2004 siguió en solitario.

"Lo más importante en el diseño de la tienda fue hacerlo lo más neutral posible, con fondo blanco, para que no compitiera con los colores de la porcelana, para que las piezas resalten" y con coherencia en la forma en que están agrupadas, explicó a Efe el diseñador que ha trabajado con clientes muy diversos como Swarovski, Metalarte, Camper o Bisazza, entre otros.

Hayón, creador de la línea "Fantasía" y de un muñeco con cara de niño y camiseta de calavera, aseguró que ha habido una evolución en la compañía y en la visión que se tiene de ésta en el siglo XXI.

"La porcelana clásica puede adaptarse muy bien al mundo de la casa contemporánea pero también al mundo de los jóvenes en la vida del día a día en el siglo XXI", explica.

"Lo que intentamos es llevar al Lladró a la sociedad del siglo 21 y creo que poco a poco lo estamos consiguiendo trayendo artistas contemporáneos que dan una visión mucho más joven de la marca y eso se está notando", afirmó el asesor creativo de la firma.

Agregó que la opinión sobre la vigencia de la firma valenciana ha cambiado y que prueba de ello es que "en este último año las revistas y programas de tendencias internacional se la ha visto como una de las empresas de tendencias y quizás bastante vanguardista en este momento".

Hayón señaló que el próximo artista que traerán como invitado será el estadounidense Gary Baseman, radicado en Los Ángeles, que ha destacado en varios campos incluyendo la ilustración, el diseño de juguetes y la animación, al que se sumará más tarde en el 2013 el diseñador de videojuegos.

Hayón recordó que la idea de "Guest" es interpretar el mundo gráfico para llevarlo a esa línea de figuras de Lladró, que son de edición limitada.