El expresidente de Costa Rica Óscar Arias comienza hoy su visita a Paraguay como delegado de una misión de observación electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA) de cara a los comicios de abril de 2013.

Arias, que permanecerá en este país hasta el viernes próximo, será recibido hoy por el presidente paraguayo, Federico Franco, en la residencia presidencial Mburuvichá Róga.

El exmandatario costarricense también conversará con el canciller paraguayo José Félix Fernández Estigarribia.

El dos veces presidente de Costa Rica (1986-1990 y 2006-2010) fue designado por el Secretario General de la OEA (Organización de Estados Americanos), José Miguel Insulza, como jefe de la Misión de Observación Electoral y Acompañamiento Político de ese organismo en Paraguay.

Con esta visita se pretende "facilitar un proceso de diálogo político nacional y preparar la instalación de la Misión de Observación Electoral de cara a los comicios del 21 de abril de 2013", según precisó la OEA el jueves en un comunicado.

En las elecciones del año próximo se conocerá al sucesor de Franco, ex vicepresidente del país que se hizo cargo de la Presidencia el 22 de junio pasado, tras la destitución de Fernando Lugo en un controvertido juicio político en el Legislativo.

Esa destitución motivó la suspensión de Paraguay en el Mercosur y la Unasur, este último organismo que determinó la semana pasada en una Cumbre en Lima mantener la sanción hasta la realización de las elecciones.

Durante su visita, Arias, Premio Nobel de la Paz 1987, también prevé reunirse con autoridades del Legislativo, Poder Judicial, Tribunal Superior de Justicia Electoral, con líderes políticos y con representantes de organizaciones civiles y de medios de prensa.