El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, invitó hoy al nuevo gobernante de México, Enrique Peña Nieto, a sumarse a la cooperación regional contra el narcotráfico y le deseó éxitos en su gestión que empezó este sábado.

En su programa sabatino de radio "Conversando con el Presidente", Funes también elogió al exmandatario mexicano Felipe Calderón por los logros económicos y la "lucha frontal" contra el narcotráfico y el crimen organizado durante su sexenio.

"Felicito al presidente Enrique Peña Nieto por haber asumido la Presidencia de México para este próximo sexenio, le deseo el mejor de los éxitos", manifestó el gobernante salvadoreño.

"Con México tenemos un destino común, tenemos una agenda común, esa ha sido la tónica con que nos hemos relacionado" con ese país, recordó.

México y Colombia, "junto con Centroamérica, somos los países más golpeados por el narcotráfico, donde se generan las mayores ganancias para los carteles de la droga, y por lo tanto tenemos que librar esta buena batalla (...) en forma conjunta", subrayó.

Por ello, "reitero mi invitación al ahora presidente de la República de México, el señor Enrique Peña Nieto, para que sumemos voluntades y esfuerzos para que construyamos una estrategia común que nos permita enfrentar a este flagelo", puntualizó.

Funes comentó que no asistió a la investidura de Peña Nieto "por razones de agenda personal" y que en su lugar participó el canciller Hugo Martínez.

Asimismo, el mandatario salvadoreño consideró que "el sexenio del presidente Felipe Calderón realmente ha sido exitoso, tal como lo valoró el Fondo Monetario Internacional, en términos económicos".

Detalló, entre otros logros de Calderón, que "aumentó el nivel de inversión extranjera, aumentó la tasa de crecimiento (económico), los programas sociales, hizo un buen trabajo".

Para México "quizás el principal desafío" es "el tema del narcotráfico, el crimen organizado, los carteles de la droga, que con todo coraje el expresidente Felipe Calderón decidió enfrentar, y eso me merece todo el respeto", añadió Funes.

Matizó que "otra cosa es, pero eso queda para la posteridad, el poder evaluar si la estrategia seguida fue la más adecuada o no".

"Lo que no se puede cuestionar es el compromiso del expresidente Felipe Calderón por combatir el narcotráfico, compromiso que lamentablemente presidentes anteriores no habían tenido y por eso es que el narcotráfico creció hasta los niveles que ha alcanzado actualmente en la sociedad mexicana", agregó.

Funes resumió que "este compromiso, este desafío", de combatir el narcotráfico, "lo hereda ahora el presidente Enrique Peña Nieto".