El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, pidió hoy liberar a un "hacker" detenido por haber usado información personal del propio mandatario para demostrar fallos de seguridad en una base informática que contiene datos de los ciudadanos.

"No sé como sea el marco legal, pero si soy yo el que tengo que acusar o algo (...) por favor dejen libre lo más rápidamente a esa persona y le doy total autorización para que publique todos mis datos. Yo no tengo nada que ocultar", subrayó Correa en su habitual informe de los sábados.

La Policía detuvo ayer a un ciudadano acusado de clonar la identidad de Correa en el portal datoseguro.gob.ec para obtener información del mandatario con el ánimo, según ha justificado, de demostrar los fallos en la seguridad de ese portal.

Dicha página permite acceder a los ecuatorianos a su propia información registrada en entidades estatales, como salidas y entradas del país, propiedades, estado tributario, antecedentes y otros datos personales.

Correa, que identificó al supuesto "hacker" como Paúl Moreno, dijo que conoció esta misma mañana la detención del sospechoso en la ciudad andina de Riobamba.

El mandatario pidió a las autoridades respectivas revisar si el sistema es verdaderamente seguro, aunque señaló que una autoridad del ramo le aseguró que sí lo era.

"Conversé con el ministro de Telecomunicaciones (Jaime Guerrero) y me dice que sí es seguro", aunque también que "no hay sistema invulnerable", añadió Correa.

El ministro confirmó, según el mandatario, que "sí se había detectado que una persona había ingresado al sistema".

Lo importante es que si alguien vulnera el sistema "vamos a saber que entró y va a ser sancionado porque, por supuesto, esos son datos resguardados por la ley", remarcó el presidente ecuatoriano.

No obstante, insistió en que, si es por su caso particular, pedirá que se libere al "hacker".

"Si es por mí, por favor déjenlo inmediatamente libre al señor Paúl Moreno (...) y si tiene datos míos, querido Paúl (tiene) toda la autorización para que los difunda en redes, por donde quiera, porque este Presidente no tiene absolutamente nada que ocultar", subrayó Correa.

Una fuente gubernamental confirmó ayer a Efe la detención del pirata informático.

"Este señor realizó la suplantación de identidad de un ciudadano", dijo una funcionaria de la Dirección Nacional de Registro de Datos Públicos, la entidad responsable de la página hackeada.

La fuente dijo que la Dirección presentó la denuncia a la Fiscalía, dado que su obligación es proteger los datos de los ciudadanos.

También destacó que la acción del bloguero "no viola la seguridad (de la página) porque no hay un ataque al sistema informático", sino una suplantación de la identidad de Correa.

El bloguero, que firma como Paul Coyote, también informó en Twitter que ha sido acusado de "acceso fraudulento a sistemas informáticos y bases de datos".

El pasado lunes denunció en su blog las supuestas fallas de datoseguro.gob.ec, y precisó que la entrada a ese portal se hace a través de una clave personal.

No obstante, el acusado dijo haber sido capaz de crear el usuario y establecer una contraseña de Correa, para lo que usó datos del presidente disponibles en internet, según explicó.

Su propósito era "mostrar una falla grave, gravísima de seguridad en un sistema que declara ser seguro, desde su propio nombre. No se hizo para delinquir o para divulgar información que pueda ser utilizada con malas intenciones".