Un estudio de la Corte Suprema de Justicia argentina reveló que los homicidios en la capital del país aumentaron un 13 por ciento en 2011 respecto al año anterior, y destacó la zona sur de la ciudad como la que presenta mayor concentración de estos sucesos, informaron hoy medios locales.

El informe, elaborado por el poder judicial argentino por segundo año consecutivo, refleja que se produjeron 190 homicidios dolosos el pasado año frente a 168 en 2010, por lo que la tasa de asesinatos por cada 100.000 habitantes en Buenos Aires pasó de 5,81 a 6,57 en el último año.

"Se ha podido confirmar que la zona que agrupa la mayor cantidad de homicidios dolosos es la perteneciente al sector sur de la ciudad a la que se le ha agregado la zona de los barrios de emergencia de Retiro", asegura el texto, en el que también se destaca la influencia de la nacionalidad.

Según la Corte Suprema de Justicia, los ciudadanos extranjeros en la capital porteña tienen "una clara situación de vulnerabilidad" debido a que figuran como víctimas en el 34 por ciento de los casos, mientras que tan solo se les identifica como atacantes en el 15 por ciento de las situaciones.

Las zonas de mayor exclusión social de la capital argentina, como las villas de emergencia o "villas miseria" reflejan un mayor índice de homicidios, ya que según el estudio en ellas se produjeron más de un tercio de los asesinatos en la ciudad, aunque entre los imputados solo un 17 por ciento reside en estos barrios.

La inseguridad es una de las mayores preocupaciones de los porteños, según varios sondeos recientes, y fue también uno de los principales reclamos de las protestas ciudadanas del pasado día 8, en las que miles de personas se manifestaron en las calles de Buenos Aires y otras ciudades argentinas.