La Fuerza Naval nicaragüense navegó en aguas disputadas con Colombia sin encontrar naves del país sudamericano, en un ejercicio de soberanía basado en la sentencia reciente de la Corte Internacional de Justicia en La Haya, informó el martes el jefe de las Fuerzas Armadas de este país, general Julio César Avilés.

"Estamos en los límites que la CIJ nos ha asignado. Hemos navegado al este del meridiano 82 y los cayos Quitasueño, Serrana y la parte sur de San Andrés", declaró Avilés a la prensa, después de un acto público en Managua.

Los buques de guerra colombianos que permanecían hasta hace unos días en aguas que de acuerdo con la sentencia de CI son ahora de Nicaragua, han desaparecido del sector del Caribe que ahora forma parte del territorio de Managua, dijo Avilés.

"No hay presencia de fragatas colombianas (porque) de manera cautelosa, de manera responsable y seria, han entendido esta situación", dijo Avilés.

En un principio, el gobierno colombiano del presidente Juan Manuel Santos dijo que rechazaba la sentencia por contener "errores" y "omisiones" graves.

El 19 de noviembre la CIJ resolvió una disputa entre Bogotá y Managua por el archipiélago de San Andrés, al determinar que todas las islas, islotes y cayos corresponden a Colombia, a la vez que amplió en más de 100.000 kilómetros cuadrados las áreas marítimas de Nicaragua en el Caribe, en un fallo inapelable.

La orientación que tienen las fuerzas militares, según Avilés, es la de brindar seguridad a los pescadores nicaragüenses así como de apoyar en posibles tareas de salvamento y rescate a pescadores que sufran algún percance mientras faenan en ese lugar sean nacionales o no.

"Ahí vamos a permanecer porque es un deber, una obligación. Estaremos presentes como en cualquier punto del territorio", dijo Avilés quien aseguró que no ha habido tensiones en el recorrido que han efectuado los guardacostas y lanchas nicaragüenses.

Avilés dijo confiar en que "más temprano que tarde" Nicaragua y Colombia se pondrán de acuerdo para hacer las "coordinaciones necesarias en función de la paz y la seguridad en el Caribe".

En la víspera, el presidente nicaragüense Daniel Ortega dijo que su país ya ejercía soberanía sobre el nuevo territorio que le fue reconocido por La Haya.

"Nuestras fuerzas armadas harán labores de vigilancia en la zona, que desde el 19 de noviembre pertenecen a Nicaragua", afirmó Ortega quien indicó que lanchas nicaragüenses se encuentran en la zona desde la medianoche del domingo.