La solidez de la posición de Chile en el litigio marítimo planteado en su contra por Perú y que dirimirá la Corte de Justicia de La Haya "está en el derecho internacional y los tratados", a juicio del ministro chileno de Relaciones Exteriores, Alfredo Moreno.

En una entrevista que publica hoy el diario El Mercurio, Moreno recalcó que "Chile tiene la razón" en el litigio, con el que Perú busca que se modifique a su favor el límite marítimo entre ambos países, incorporando unos 35.000 kilómetros cuadrados, hasta ahora bajo soberanía chilena, a su territorio.

Perú sostiene que el límite nunca ha sido fijado y pretende uno bajo el principio de línea equidistante, mientras Chile asegura que el límite, que sigue la línea del paralelo terrestre, está fijado en tratados suscritos en 1952 y 1954.

"Los países de este lado del continente tienen el mismo tipo de límite, el paralelo: nosotros con Perú, Ecuador con Colombia, Colombia con Panamá", afirmó Moreno en la entrevista, en la que confirmó que estará en La Haya el 6 de diciembre, cuando le corresponde a Chile presentar su alegato en la fase oral del juicio, que se extenderá del 3 al 14 de ese mes.

Según Moreno, los tratados de 1952 y 1954 fueron refrendados "en innumerables ocasiones posteriores respecto de que el límite es el paralelo, que parte del punto donde termina la frontera terrestre".

"Lo hemos estado poniendo en práctica durante más de 60 años. Perú comenzó a cambiar su opinión en años recientes, con posterioridad al nuevo Derecho del Mar, que no existía cuando fueron firmados los tratados", indicó.

"Con el cambio del Derecho del Mar algunas personas en Perú comenzaron a pensar que les era más conveniente no haber firmado esos acuerdos y buscar una delimitación distinta, pero la legislación marítima establece claramente que lo válido son los acuerdos y tratados, que permanecen inmutables en el tiempo", remarcó.

El canciller destacó que la posición de Chile en este asunto ha sido la misma desde 1947 e insistió en que este problema "no debió haberse producido porque existe un tratado desde hace muchos años, que lo resolvió".

Recordó asimismo que Perú no es miembro de la Convención de Derecho del Mar y agregó que uno de los puntos que La Haya deberá considerar es que Perú, "tiene una definición de sus 200 millas que se aleja de la establecida" en esa Convención.

Moreno reiteró además que el caso es muy distinto del litigio entre Colombia y Nicaragua por unos cayos del Caribe y el mar circundante, en el que el fallo de la Corte de la Haya otorgó algunas compensaciones al país centroamericano, que era el demandante, al considerar que no existía un tratado de límite marítimo entre ambos.

En el caso de Chile y Perú, además del tratado que fijó la frontera terrestre en 1929, hay un tratado de 1952 que fijó la frontera marítima, insistió Moreno que subrayó que ambos países "son respetuosos del derecho internacional y están comprometidos a cumplir el fallo que emita la Corte, la más importante de Naciones Unidas en materia de justicia".

Ambos países, "seguiremos siendo vecinos y nos necesitamos. Lo mejor para ambos pueblos es tener buenas relaciones, hay muchísimas cosas en común en todos los ámbitos. Por enojoso que fuera el caso, se resolvió resolverlo en la Corte y por tanto, nuestras relaciones debían seguir las necesidades de los tiempos", manifestó el canciller chileno.