Yorelvis Fizz conectó el domingo un imparable de oro en la 12da entrada para remolcar la única carrera del encuentro que le dio a Ciego de Avila la victoria por 1-0 sobre Industriales, en el partido inaugural del campeonato cubano de béisbol.

El sencillo de Fizz se combinó con un pasaporte a Humberto Morales y un robo de base de Mario Vega.

El ganador, Lázaro Santana, lanzó dos entradas durante las cuales permitió tres hits y ponchó a dos bateadores.

El encuentro fue un cerrado duelo entre el abridor avileño Vladimir García, que permitió el primer sencillo de Industriales en la novena entrada antes de ser relevado. Por Industriales, Odrisamer Despaigne, permitió tres sencillos sin carreras durante las nueve entradas en las que estuvo en el montículo.

El campeón defensor, Ciego de Avila, bateó siete imparables mientras que Industriales conectó cuatro.

Ciego de Avila viajará a San José de las Lajas para medirse el martes con el elenco de Mayabeque. Industriales, el equipo de la capital, se medirá con Guantánamo, en el extremo oriental de la isla.

A partir del martes, los 16 equipos comenzarán a enfrentarse en un total de 45 partidos por el sistema de todos contra todos, con subseries de tres cotejos. Los ocho primeros pasarán a una segunda ronda.

Al terminar la primera ronda el 3 de febrero, el campeonato tomará un receso para que la selección cubana se prepare y después participe al Clásico.

En la isla muchos cubanos consideran que la presente temporada será un preámbulo a la participación de Cuba en el tercer Clásico Mundial de Béisbol, que se disputará en marzo.