El Gobierno de Panamá abogó hoy por la suspensión de las hostilidades en Gaza y el inicio de una negociación entre israelíes y palestinos "para tratar de que se logre la paz".

El ministro panameño de Relaciones Exteriores, Rómulo Roux, dijo este martes que su Gobierno "lamenta mucho lo que está sucediendo" en Gaza, donde 130 palestinos y cuatro israelíes han muerto en los últimos siete días.

"Lo que creemos y lo que sentimos es que debe haber una negociación y un acto de suspender las hostilidades de ambas partes y que se sienten a negociar para tratar de que se logre una paz", declaró Roux a los periodistas en la sede de la Cancillería.

El ministro informó que el Gobierno de Panamá recomienda a sus ciudadanos abstenerse de viajar a la zona en conflicto.

Se espera que a partir de las 22.00 GMT entre en vigor una tregua, mediada por Egipto, en la franja de Gaza.

Sobre Palestina, el ministro recordó que Panamá no lo reconoce como un Estado, aunque sí admite el derecho que tiene de llegar a serlo siempre que demuestre que tiene la "capacidad de vivir en paz con sus vecinos".

"Sentimos que antes de que (Palestina) se pueda convertir en un Estado tiene que tener la capacidad de vivir en paz con su vecinos, y que se garantice la paz no solamente de Palestina sino también de Israel", dijo Roux.

En ese sentido, el canciller se abstuvo de adelantar cuál será la votación de Panamá en la ONU sobre la propuesta de que Palestina sea admitida como Estado observador no miembro de las Naciones Unidas.

"Esa propuesta se va a llevar el 29 de noviembre a la Asamblea General. Panamá va a tomar su decisión en el momento. Nosotros, como ustedes saben, no reconocemos a Palestina como un Estado. Esperemos el día de la votación", señaló.

Recordó que "por lo general", y así lo indica "la tradición en la votación de Panamá", el país centroamericano ha estado "de acuerdo con las posiciones o algunas resoluciones que favorecen a Israel".

"Sin embargo, nosotros cada vez que se somete a votación (un tema) relacionado con Israel o cualquier otro país (...) nosotros hacemos un análisis antes de emitir el voto", añadió.