El fiscal general de Ecuador, Galo Chiriboga, anunció hoy el reinicio de las investigaciones sobre un crédito de 800.000 dólares que el banco Cofiec, en manos del Estado, otorgó de forma supuestamente irregular al argentino Gastón Duzac, un caso que ha provocado un escándalo en el país andino.

Chiriboga anunció la reapertura de las investigaciones "para establecer las responsabilidades" por la emisión del préstamo "sin las garantías necesarias", con base en un informe de la Superintendencia de Bancos y Seguros.

El pasado 9 de noviembre, la Tercera Sala Penal de la Corte Provincial de Pichincha ordenó la liberación de Omar Unda y Roberto Sandoval, dos exdirectivos de Cofiec, porque en su opinión se registraron irregularidades en el trámite.

Unas horas antes, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, había visitado a los arrestados en prisión e insistió en que eran inocentes.

La Fiscalía los había acusado de participar en la aprobación de forma irregular en diciembre de 2011 del crédito.

Duzac no devolvió el préstamo en el plazo indicado pero tras la salida a la luz del caso por investigaciones periodísticas, su abogado acordó con Cofiec su amortización en los próximos cuatro meses.

La Fiscalía explicó en un comunicado que la Tercera Sala anuló "todo el proceso desde la indagación previa", después de que la defensa de Unda y Sandoval afirmara que como integrantes del directorio de Cofiec ambos debían estar sujetos al fuero de las cortes provinciales.

Chiriboga dijo, en cambio, que el tema ya lo había resuelto a favor de la Fiscalía la Primera Sala Penal de la Corte Provincial de Justicia de Pichincha en la audiencia de formulación de cargos realizada el 31 de octubre.

Cofiec es parte del "Fideicomiso CFN-AGD No más impunidad", un holding de empresas controladas por el Estado cuyo representante legal es Pedro Delgado, presidente del Banco Central y primo de Correa.

La Superintendencia de Bancos destituyó en octubre a los cinco miembros del directorio de Cofiec, integrado por Germánico Maya como presidente, Diana Macancela e Iván Guerrero como vocales, además de Unda, que era vicepresidente, y Sandoval, otro vocal.

El superintendente de Bancos, Pedro Solines, había confirmado previamente la existencia de numerosas irregularidades, a su juicio, en el préstamo a Duzac y en otros 16 créditos de Cofiec analizados en una auditoría.

Al respecto, Solines dijo en una comparecencia en la Legislatura el 3 de octubre que Duzac no dio información que sustentara su situación patrimonial al solicitar el préstamo y que parte de los datos que facilitó en la apertura de una cuenta corriente en el banco es "ilegible".

La auditoría concluyó que "no consta información financiera que garantice su capacidad de pago" y aseveró que las autoridades del banco no cumplieron con los requisitos del manual de crédito.

El superintendente dijo, asimismo, que el área legal del banco emitió su informe sobre el préstamo el mismo día en que la entidad desembolsó el dinero y no de forma previa, lo que violó la normativa.

Según Solines, Duzac ofreció inicialmente como garantía de pago unos certificados por 823.000 dólares de Rocafuerte Seguros, una compañía que pertenece al mismo Fideicomiso AGD CFN No más Impunidad.

La auditoría concluyó que el préstamo "se otorgó sin garantías reales".