David Ferrer y Radek Stepanek, uno y dos de sus respectivos equipos, abrirán, hoy viernes, a partir de las 16:00 horas, la final número 100 de la Copa Davis entre la República Checa y España que se disputa este fin de semana en el 02 de Praga, en la que Alex Corretja, capitán español, mantuvo a Nicolás Almagro como segundo jugador.

La decisión inicial de Corretja se ha mantenido inamovible, después de los últimos entrenamientos, el capitán comunicó este jueves a sus jugadores la formación, que no ha variado respecto a sus planes iniciales, aunque durante la semana tanto él como su segundo José María Arenas, no lo tenían demasiado claro.

"Al final todo suma", dijo a EFE Corretja tras el sorteo, "no solo los resultados del año sino también como se han realizado los entrenamientos", añadió Alex respecto a Almagro, que esta temporada ha ganado sus cinco partidos individuales en el equipo, en sus tres intervenciones contra Kazajistán en Oviedo (2), Austria en Oropesa del Mar (2) y Estados Unidos en Gijón (1).

Feliciano López aceptó la decisión con resignación a pesar de comentar que él "es el mejor", por su forma de juego y la superficie elegida para afrontar la eliminatoria. "Todos en el equipo lo saben pero Alex es el capitán y él debe tomar las decisiones", dijo a EFE.

Corretja pidió a sus jugadores que "se dejen el alma y el corazón en la pista, pero que jueguen con cabeza". Esa fue su consigna final previa al último entrenamiento, para el objetivo de lograr este fin de semana la sexta Ensaladera para España.

El sorteo resultó favorable para los intereses del conjunto español, porque Ferrer, el jugador más en forma del momento, ganador de siete torneos este año, y los de Valencia y París Bercy consecutivos, con solo una derrota en tres semanas, ante el suizo Roger Federer en el Masters, tendrá la oportunidad de abrir la final contra el número dos checo Radek Stepanek.

Ferrer tiene un balance de 6-3 contra Stepanek próximo a cumplir 34 años. Le ha ganado este año en Madrid (tierra), en el último enfrentamiento, y fue el "pitbull" particular de Radek, como el propio checo le calificó, en la final del 2009 en Barcelona cuando el de Javea fue capaz de levantar dos sets en contra y ganar el partido en cinco.

Luengo saltarán a la pista Tomas Berdych y Almagro, duelo que el checo domina en sus precedentes por 8-3, con 4-1 para el número uno local este año que venció en las citas de Abierto de Australia, Roma, Abierto de Estados Unidos y Estocolmo, esta última bajo techo, por un contundente 6-3 y 6-2. "Nico" ganó la única de la temporada en Indian Wells, en pista dura.

Para el doble, Corretja ha mantenido a los campeones del Masters londinense, Marc López y Marcel Granollers, pero Jaroslav Navratil, quiso añadir más emoción a la contienda al nominar a Ivo Minar y Lukas Rosol para el sábado en lugar del tradicional Stepanek-Berdych.

Ningún jugador español cree que esta última pareja no vaya a saltar a la pista mañana para decidir el tercer punto de la eliminatoria.

La estrategia de Navratil no es nueva. Chafado porque pensaba que Corretja pondría a Feliciano en vez de Almagro, ha optado por la misma estratagema que utilizó en la final de Sant Jordi en 2009, para luego cambiar una hora antes del encuentro y colocar a Radek y Tomas.

El conjunto español, defensor del título tras derrotar el año pasado a Argentina en Sevilla, busca en esta edición el sexto título en su historia. La República Checa, campeona en 1980 contra Italia, con Ivan Lendl, Tomas Smid, Pavel Slozil y Jan Kodes, entonces en su formación, lucha por ganar por segunda vez esta competición después de 32 años de espera.

Estos cuatro jugadores estarán presentes en el O2 apoyando al equipo. Curiosamente cuando la entonces Checoslovaquia ganó a Italia en la final, también en Praga pero en las instalaciones del Sportovni Hall, dos hombres Lendl y Smid, llevaron el peso del equipo, tal y como ahora hacen Stepanek y Berdych.

HASH(0x86b423c)

Miguel Luengo