El Museo Argentino de Ciencias Naturales de Buenos Aires presentó hoy la reconstrucción del Austroraptor, una especie de dinosaurio que vivió en la zona de la Patagonia, al sur del país, y emparentado con el conocido Velociraptor, aseguró a Efe el paleontólogo Fernando Novas.

El Austroraptor, que data de hace 70 millones de años, fue descubierto en 2002 a partir de hallazgos en la sureña provincia argentina de Río Negro, sobre los cuales se elaboraron moldes para reconstruir al animal en el museo porteño.

Este dinosaurio, emparentado con el conocido Velociraptor, encontrado en la zona de Mongolia (Asia central), muestra unas características muy distintas, ya que medía "casi seis metros de largo", a diferencia de su pariente asiático, que apenas alcanzaba los dos metros.

"Era un animal de mayor peso, aún así las patas, si bien estaban adaptadas para sostener su peso, tenían rasgos relativamente estilizados, que sugieren que le permitían una carrera rápida", describió Fernando Novas, paleontólogo e investigador del Museo de Ciencias Naturales de Buenos Aires.

Se trata de un animal exclusivo de la zona norte de la Patagonia, al sur de Argentina, ya que, según Novas, "no hay restos de otros Austroraptor en el mundo, ni siquiera en Suramérica".

El proceso de elaboración de los moldes y montaje del esqueleto del dinosaurio llevó casi cuatro años, con el apoyo del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) argentino, y cuenta con otro esqueleto similar en el Museo Provincial Carlos Ameghino de Río Negro.