La deuda pública italiana marcó un nuevo récord en septiembre de 2012 al situarse en 1,995 billones de euros, respecto a los 1,975 billones de euros del pasado agosto, informó hoy el Banco de Italia en su último informe.

La deuda pública italiana había descendido ligeramente en agosto frente a los 1,977 billones registrados en julio.

Las entradas tributarias en los nueve primeros meses de 2012 se situaron en 280.000 millones de euros, lo que supone un 2,6 % más respecto al mismo periodo de 2011.

En el mes de septiembre, las entradas tributarias fueron de 22.600 millones, sin variaciones respecto al mes de agosto.