El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, expresó hoy al enviado del secretario general de la ONU para el Sahara Occidental, Christopher Ross, el total apoyo de España a una solución política "justa, duradera y mutuamente aceptable".

Una solución que prevea la libre determinación del pueblo saharaui, puntualizó García-Margallo en la reunión que ambos han mantenido en Madrid.

El ministerio español de Exteriores subrayó en un comunicado la apuesta de España por un acuerdo conforme a los principios y propósitos de la Carta de las Naciones Unidas así como a la labor desarrollada por el enviado de la ONU.

El objetivo es acercar a las partes a una solución definitiva, dijo Margallo a Ross, quien realiza una gira que le ha llevado a Rabat, al territorio del Sahara Occidental y a los campamentos de Tinduf, Nouakchott y Argel.

Después de su paso por Madrid, Ross viajará a París y, una vez finalizada la gira, en cumplimiento de lo previsto en la Resolución 2044 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, redactará un informe sobre los avances de las negociaciones.