El presidente del Consejo de Ministros de Perú, Juan Jiménez, anunció hoy que la Casa de la Literatura se mantendrán en el histórico edificio que ocupa en el centro de Lima y señaló que su intención es "fortalecer" ese centro cultural.

Jiménez indicó, en declaraciones a los periodistas, que no existe la intención de trasladar las oficinas de la Presidencia del Consejo de Ministros a la antigua Estación del Tren de Desamparados, el local que actualmente ocupa la Casa de la Literatura.

"Eso no es verdad. Todo no es más que especulaciones, comentarios. No hay ningún tema oficial sobre la materia", indicó.

El primer ministro admitió que evalúa las opciones para trasladar sus oficinas desde los ambientes que ocupa en el edificio del Palacio de Gobierno, pero enfatizó que "en ningún caso" esto se hará hacia la Casa de la Literatura.

"La Casa de la Literatura se va a fortalecer y se va a potenciar. Ese es el objetivo del Gobierno", concluyó.

Jiménez había declarado la semana pasada de que la PCM evaluaba un posible desalojo de la Casa de la Literatura para instalar allí oficinas administrativas, lo que desató la polémica y generó el rechazo de la comunidad cultural del país.

La institución, que fue inaugurada hace tres años por el premio Nobel Mario Vargas Llosa, se ubicó desde el principio en la antigua Estación del Tren de Desamparados, en la ribera izquierda del río Rímac y a pocos metros del Palacio de Gobierno.

Ante el rechazo de gran parte de la comunidad cultural y literaria limeña, se articularon diversos grupos en redes sociales como Facebook con casi un millar de personas, que convocaron a manifestaciones y vigilias culturales para exigir la permanencia de la Casa de la Literatura en la Estación de Desamparados.