Efectivos navales y policiales decomisaron 540 kilos de marihuana, más de la mitad en alta mar, y el resto en la ciudad de Tulcán, en ambos casos cerca de la frontera con Colombia, informó la marina en un comunicado.

La marina destacó que sus efectivos se incautaron de 300 kilos de marihuana que estaban a bordo de una lancha ubicada en una operación marítima rutinaria a la altura de la población de Limones, cerca de la zona limítrofe con Colombia. Un colombiano fue detenido como producto de esta operación.

En el segundo caso, efectivos policiales neutralizaron 240 kilos del mismo narcótico en la ciudad andina de Tulcán, en la frontera con Colombia. Tres personas fueron detenidas, dos colombianos y un ecuatoriano, de acuerdo a información de esa institución.