El escolta reserva Wayne Ellington confirmó su grandes dotes de encestador de triples y con siete destrozó a los actuales campeones de liga, los Heat de Miami, que cayeron derrotados por 104-86 ante los Grizzlies de Memphis.

Ellington, de 24 años, cuarta temporada en la NBA y primera con los Grizzlies, surgió como el arma secreta de ataque y sorprendió con 25 puntos, incluidos 16 en la primera parte, después de anotar 7 de 8 intentos de triples.

El reserva de los Grizzlies, que jugó 27 minutos y estableció sus mejores marcas individuales como profesional en puntos y triples, también anotó un tiro más de campo de dos tantos de los 13 que hizo, estuvo perfecto desde la línea de personal (2-2) y repartió tres asistencias.

La inspiración encestadora de Ellington fue la que rompió el partido en el segundo cuarto cuando los Grizzlies lo concluyeron con parcial de 34-20 que les permitió irse al descanso arriba en el marcador 56-41, una ventaja de 15 tantos que fue insuperable por los Heat.

A su escolta estrella Dwyane Wade le tocó tener el día malo y el entrenador de los Heat, Erik Spoelstra, no encontró alternativa para compensar el rendimiento del ataque del equipo.

Si Ellington era el líder indiscutible del ataque de los Grizzlies (5-1), el alero Rudy Gay lo apoyó al anotar 21 puntos.

El ala-pívot Zach Randolph se mantuvo en su línea de aportar un doble-doble en cada uno de los seis partidos que se llevan disputados y esta vez anotó 18 puntos, 12 rebotes y una asistencia, que lo dejaron una vez más de líder en el juego bajo los aros, donde también destacó el pívot español Marc Gasol en su labor defensiva.

Gasol jugó 32 minutos y aportó sólo dos puntos (1-6, 0-0, 0-0), pero capturó 10 rebotes, incluidos nueve defensivos, y repartió seis asistencias.

El base Mike Conley Jr se encargó de la dirección del juego y aportó 18 puntos, repartió nueve asistencias y tres rebotes.

Como equipo los Grizzlies concluyeron el partido con 44 (38-86) por ciento de acierto en los tiros de campo, el 58 (14-24) de triples y el 88 (14-16) de personal, comparados al 38 (30-79), 27 (4-15) y 61 (22-36), respectivamente, de los Heat, que por séptima vez en su historia permiten que le anoten 14 triples y tienen marca perdedora de 1-6, en los mismos.

Los Grizzlies establecieron su mejor marca de triples en los últimos 345 partidos que han disputado, incluidos los playoffs, y además rompieron racha de cuatro derrotas consecutivas que tenían ante los Heat.

El ala-pívot Chris Bosh aportó 22 puntos y ocho rebotes para ser junto al alero estrella LeBron James, que logró 20 tantos, los dos únicos jugadores de los Heat que tuvieron dobles dígitos.

Wade careció durante todo el partido de su mejor toque de muñeca y falló 10 de 13 tiros de campo, que lo dejaron con sólo ocho puntos.

El base Mario Chalmers tampoco estuvo inspirado en el juego ofensivo y en la dirección del equipo al anotar sólo cinco puntos (2-9, 0-2, 1-3) y repartir cinco asistencias, demasiado poco para hacer frente a un rival que fue muy superior en todas las facetas de juego tanto en el apartado individual como colectivo.

Ficha técnica:

104 - Memphis Grizzlies (22+34+20+28): Conley (18), Allen (4), Gasol (2), Randolph (18), Gay (21) -cinco inicial-, Speights (4), Pondexter (7), Haddadi (-), Bayless (5), Selby (-), Wroten (-) y Ellington (25).

86 - Miami Heat (21+20+25+20): Chalmers (5), Wade (8), Bosh (22), Battier (5), James (20) -cinco inicial-, Haslem (5), Lewis (4), Jones (-), Miller (-), Harrellson (5), Anthony (-), Cole (7) y Allen (5).

Árbitros: James Capers, Kane Fitzgerald y Kevin Cutler. Señalaron faltas técnicas a Chalmers, de los Heat, y a Gasol, de los Grizzlies. No hubo eliminados por personales.

Incidencias: Partido de la jornada de baloncesto profesional de la NBA, que se disputó en el FedExForum, de Memphis, ante 18.119 espectadores.