Los diseñadores de la Semana de la Moda de Río de Janeiro cuestionaron hoy el tópico de que el invierno sea una época gris y llenaron las pasarelas de colores vibrantes en la segunda jornada de desfiles.

La colección de Sacada iluminó la pasarela con azules cobalto, rojos y amarillos muy vivos y experimentó con tejidos llamativos como el neopreno.

Ellus Second Floor vistió a sus modelos con rosas, azules, tonos salmones y un vivísimo amarillo eléctrico, como sus principales apuestas para la próxima temporada de otoño invierno.

Esta firma brasileña también se decidió por los tejidos más leves y las transparencias, que combinan bien con las temperaturas amenas de los inviernos tropicales de Río.

La segunda jornada de la Semana de la Moda de Río cedió sus pasarelas, además, para los diseños de Bianca Marques, Oestudio y Espaço Fashion, la última de la noche.

La Semana de la Moda de Río comenzó ayer y se prolongará hasta este viernes.