Medio millar de trabajadores públicos marchó hoy en Lima en protesta contra el proyecto de ley del servicio civil, que busca regular los distintos regímenes laborales en los que están comprendidos 500.000 trabajadores en el aparato estatal de Perú.

Los empleados públicos se congregaron en la plaza Dos de Mayo, en el centro de Lima, y marcharon hacia el Congreso donde una comisión ingresó para entregar a su titular, Víctor Isla, sus demandas laborales.

Los asalariados representados por la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP) se oponen al proyecto planteado por el ministerio de Economía para unificar los distintos regímenes laborales que existen en el sistema estatal peruano y establecer la evaluación por desempeño.

La marcha planteó, en su lugar, que el Gobierno peruano incluya el aumento de salarios para el sector público en el presupuesto general del próximo año.