El proyecto de ley para implementar el Tratado de Libre Comercio entre Canadá y Panamá será enviado al Senado canadiense después de que la Cámara de los Comunes del Parlamento canadiense aprobara hoy la legislación.

El proyecto de ley recibió 171 votos a favor y 90 en contra.

Una vez que el Senado, que controla el gubernamental Partido Conservador del primer ministro, Stephen Harper, apruebe el texto legislativo, el acuerdo se convertirá en ley y entrará en vigor con la firma del gobernador general del país, David Johnston, que ejerce como jefe de Estado de Canadá.

Ayer, la oposición acusó al Gobierno de retrasar la aprobación del acuerdo lo que ha permitido que Estados Unidos se adelante a Canadá en la entrada en vigor de su propio acuerdo de libre comercio.

El tratado entre Estados Unidos y Panamá entró en vigor el pasado 31 de octubre.

Canadá y Panamá firmaron en Ottawa el tratado de libre comercio (TLC) entre los dos países en mayo de 2010.

El diputado de la oposición liberal Wayne Easter dijo ayer en el Parlamento que el retraso en la aprobación del TLC "podría encarar una dura competencia" por parte de las empresas estadounidenses si el acuerdo no era aprobado y que el Gobierno canadiense ha "desperdiciado 38 meses".

Una vez entre en vigor, el acuerdo eliminará las tarifas aduaneras de más del 90 % de los bienes exportados por Canadá a Panamá. Ottawa dijo que el acuerdo beneficiará a los sectores aeroespacial, farmacéutico, papelero y agrícola.

El acuerdo también da acceso preferente a las empresas canadienses al mercado de contratos públicos de Panamá.

El ministro de Comercio Internacional de Canadá, Ed Fast, dijo a través de un comunicado que están "satisfechos que el acuerdo comercial entre Canadá y Panamá ha sido debatido y aprobado por la Cámara de los Comunes porque sabemos que las empresas que expanden y tienen éxito en el exterior crean trabajos".

Panamá es el segundo mercado exportador para Canadá en Centroamérica, después de Costa Rica. En 2011, el comercio bilateral ascendió a 235,3 millones de dólares canadienses, un 10,1 % más que el año anterior.