Alemania espera tras la reelección de Barak Obama como presidente de Estados Unidos nuevos impulsos al crecimiento económico mundial y al desarme, declaró hoy su titular de Exteriores, Guido Westerwelle.

Aunque no quiso felicitar aún al virtual ganador a la espera de los resultados oficiales, Westerwelle expresó su deseo de que el presidente de EEUU contribuya a liberalizar el comercio mundial.

"Se trata de nuestra mayor demanda a Estados Unidos, que juntos trabajemos contra el proteccionismo y para un mayor comercio libre", dijo Westerwelle en declaraciones al informativo matutino de la cadena pública de la televisión alemana ZDF.

Asimismo expresó su deseo de que EEUU, junto a Rusia, aprovechen "el momento favorable" para dar nuevos impulsos a la política de desarme.

El jefe de la diplomacia alemana se mostró además convencido de que la política exterior estadounidense no registrará modificaciones con la reelección de Obama.

"No hay que contar con cambios", declaró Westerwelle, quien subrayó que "hemos cooperado muy bien con el gobierno de Obama. Pero tenemos aun mucho por hacer juntos".