El candidato a la Casa Blanca por el partido republicano, Mitt Romney, prometió empleo y una economía equilibrada en el primero de los cuatro actos que tiene previstos hoy, en la recta final antes de las presidenciales del martes.

"Quieren cuatro años como los pasado o quieren un cambio real?", preguntó el candidato en un acto en el que fue constantemente aclamado por sus seguidores en Des Moines (Iowa).

Iowa, es la primera etapa de una jornada que le llevará además a Cleveland (Ohio), Morrisville (Pensilvania) y Newport News (Virginia), cuatro de los estados clave que pueden inclinar la balanza del lado de uno de los candidatos.

Romney, que se enfrentará el martes en las urnas al presidente, Barack Obama, que opta a la reelección, reiteró que el mandatario demócrata no ha cumplido con sus promesas y se mostró convencido de que "podemos hacerlo mucho mejor".

El candidato republicano señaló que como empresario, como organizador de unos juegos Olímpicos y como exgobernador de Massachusetts "ayudé a mi estado a cambiar de déficit a superávit, de pérdida de trabajos a crecimiento".

Entre los gritos de "go Mitt go"! (vamos Mitt vamos), aseguró que está preparado para trabajar "para que esta nación resurja, se cómo hacer un déficit equilibrado y es lo que haré cuando sea presidente".

"Si creen que pueden estar mejor, que Estados Unidos merece algo, yo haré el cambio desde el primer día", para lo que apeló a los votantes a acudir a las unas.

"Os necesito, necesito vuestra ayuda, necesito vuestro voto para caminar por este camino" del cambio, dijo entre los aplausos de sus seguidores.

Romney se comprometió a impulsar las pequeñas empresas para crear empleo, promover el uso de los recursos naturales del país, aprobar el oleoducto de Keystone XL desde Canadá e impulsará el comercio con América Latina, al tiempo que controlar el gasto en Washington.

"Conseguir una mejor nación no está en promesas, sino en hechos", agregó el candidato que advirtió que con Obama el sueño americano de prosperidad se está "desvaneciendo".

"Tengo un claro mensaje, con el liderazgo correcto Estados Unidos volverá a resurgir", dijo Romney, "somos estadounidenses, podemos lograr cualquier cosa", agregó el candidato que afirmó que como presidente "no representaré un partido, representaré una nación".

Según la encuesta más reciente publicada por el Washington Post, ambos están empatados en intención de voto con un 48 por ciento, aunque Obama aventaja ligeramente a Romney en votos electorales, aquellos asignados a cada estado y que se conceden a uno u otro en función de quien consiga más votos populares.

Los candidatos se están esforzando al máximo para lograr el apoyo de los estados todavía indecisos que pueden darles la victoria, así Obama visitará este domingo Concord (Nuevo Hampshire), Fort Lauderdale (Florida), Cincinnati (Ohio) y Aurora (Colorado).