El excéntrico cantante estadounidense Marilyn Manson hizo gala de su reinvención artística y recreó algunos de los actos que provocaron polémica en sus giras pasadas, en el segundo día del Festival Maquinaria, celebrado en La Arena Ciudad de México.

Fiel a los recursos que lo convirtieron en una de las figuras más controvertida del rock en la década de 1990, en la noche del viernes el músico lució un traje que imitaba la vestimenta papal, se postró frente al estrado presidencial que utilizó en la etapa de su disco más famoso, "Antichrist Superstar", de 1996, y usó un extinguidor con luces que simulaba una pistola.

Acompañado por Twiggy Ramirez, quien ahora tomó el papel de guitarrista, el bajista Fred Sablan y el baterista Jasson Sutter, Manson mostró a los 10.000 espectadores, según los organizadores, que regresó dispuesto a recuperar viejas glorias cuando se convirtió en una figura teatral y el personaje que encarnaba sobre el entarimado provocaba temor.

"¡Mexico City!", gritó Manson al pisar el escenario, momento que anunciaba que el también llamado "Reverendo" ofrecería una velada inolvidable, y así fue.

La actuación la inició con la canción "Hey, Cruel World", a la cual le siguieron "Disposable Teens", "The Love Song", "No Reflection", "mOBSCENE", "The Dope Show", "Slo-Mo-Tion", "Rock is Dead" y su versión de "Personal Jesus", original de Depeche Mode.

Con su octavo álbum "Born Villain" bajo el brazo, el rockero de 43 años mostró una nueva creación en la que alude al reencuentro consigo mismo y al arte de transformar su propia locura, según ha comentado en diversas entrevistas.

La visita de Manson a México se dio en el marco de su gira "Hey, Cruel World", que lo trajo de vuelta a Latinoamérica después de cinco años desde que pisó la región para presentar la gira "Rape of The World".

Tras una hora de espectáculo, en el que llevó al público del odio a la excitación, Manson concluyó su actuación con los temas "Coma White" y sus clásicos, "Antichrist Superstar" y "The Beautiful People".

Además de Manson, las agrupaciones estadounidenses Deftones y Stone Sour y la mexicana Apolo amenizaron el segundo día de actividades de la edición 2012 del Festival Maquinaria, que por primera ocasión se organizaba en la Ciudad de México y Guadalajara.

La agrupación británica The Prodigy, la estadounidense Gogol Bordello, la argentina Illya Kuryaki y la mexicana Simplifiers se presentaban el sábado en el tercer y último día de actividades del Festival Maquinaria en la Ciudad de México.

Tras su paso por la capital mexicana, el Maquinaria llegaba a la ciudad de Guadalajara el sábado y domingo, para luego viajar a Argentina donde se realizará el 8 y 9 de noviembre. El festival concluirá actividades el 10 y 11 de noviembre en Chile, donde tocará la legendaria banda Kiss.

El concierto que el festival realizaría en Asunción, Paraguay, el 6 y 7 de noviembre, fue cancelado por "problemas logísticos que imposibilitan el normal desarrollo del evento en Paraguay, dado el alcance regional del encuentro", de acuerdo con los organizadores de la promotora de ese país.