La Agencia Mundial Antidopaje (WADA) anunció el viernes que no apelará la decisión de quitarle a Lance Armstrong sus siete títulos del Tour de Francia y suspenderlo de por vida.

La Unión Ciclista Internacional también aceptó la semana pasada las sanciones de la Agencia Estadounidense Antidopaje (USADA), que borró el nombre de Armstrong de la lista de ganadores del Tour y le pidió que devuelva millones de dólares en premios.

El presidente de la WADA, John Fahey, indicó que "este caso se resolvió con una sanción correcta y adecuada para el atleta... y sirvió como una lección al mundo del deporte. La USADA tiene que ser aplaudida por esto".

La WADA, que tenía 21 días para decidir si apelaba, también dijo que espera por los detalles de una investigación independiente de la UCI sobre el escándalo de dopaje relacionado con Armstrong.