Dmitri Peskov, portavoz del presidente ruso, Vladímir Putin, negó hoy que la causa de que el jefe del Kremlin haya pospuesto sus viajes de trabajo sea una lesión, como ha publicado estos días la prensa rusa.

"Ya hemos subrayado en varias ocasiones que estas declaraciones (de la prensa rusa sobre el estado de salud de Putin) no tienen ningún fundamento", dijo Peskov, citado por la agencia Interfax.

El portavoz también desmintió que una lesión de espalda que padece Putin se agudizara después de su famoso vuelo en ala delta con una bandada de grullas realizado el pasado 6 de septiembre.

"Se trata de una antigua lesión deportiva", aseguró.

El periódico ruso Védomosti informó hoy de que la cumbre de los miembros de la Comunidad de Estados Independientes integrada por las antiguas repúblicas soviéticas prevista para los principios de noviembre fue aplazada para el 5 de diciembre por "la imposibilidad de coordinar la agenda presidencial".

Además, otros eventos que deberían contar con la participación de Putin en octubre y noviembre, incluidos sus viajes a Turquía, la India y Bulgaria, fueron aplazados a diciembre bajo distintos pretextos por la parte rusa, recordó Védomosti.

El portavoz dijo que en general no se puede hablar de que los viajes del líder ruso "hayan sido aplazados", sino que se trata de un ajuste de su programa de viajes.

Peskov precisó que el término de "aplazamiento" se aplica a una situación en la que la fecha de la visita ya ha sido anunciada y después cambiada.

No es el caso, subrayó, pues no se habían anunciado oficialmente ninguna de las visitas de Putin a las que aluden los periódicos rusos.