El gobernador del Banco Central de Chipre, Panicos Dimitriades, aseguró hoy que en contra de lo que estima Alemania, el Gobierno chipriota ha hecho "progresos sustanciales" en su diálogo con la troika internacional de acreedores.

Dimitriades anunció que "muy pronto" llegará a Chipre una misión de lexpertos de la troika, compuesta por el Banco Central Europeo, el Fondo Monetario Internacional y la Comisión Europea.

El banquero se respondía así a unas declaraciones del ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, quien criticó ayer que hasta hoy Chipre no ha entablado negociaciones concretas con la troika.

"Anticipo que la troika va a llegar pronto a Chipre para finalizar el programa de asistencia", aseguró hoy Dimitriades.

Chipre, que se convirtió el pasado 25 de junio en el quinto socio del euro en pedir ayuda financiera, está bajo presión para cerrar el plan de rescate antes de la reunión del Eurogrupo del próximo 12 de noviembre, aunque analistas locales opinan que eso no sería factible al considerar más posible la próxima reunión del grupo en diciembre.

El Gobierno chipriota está negociando ya desde junio con la troika, cuyos expertos han estado dos veces en isla desde entonces.

Según estimaciones de la agencia Standard & Poor's, Chipre podría necesitar unos 15.000 millones de euros (un 83 por ciento de su PIB) para sanear tanto su economía como su sector bancario.