Tim Duncan sumó 24 puntos, Tony Parker anotó un gran triple y los Spurs de San Antonio abrieron el miércoles la temporada con una victoria de 99-95 sobre los Hornets de Nueva Orleáns en el debut de la primera selección Anthony Davis.

Davis convirtió 21 unidades y atrapó siete rebotes, en un prometedor comienzo para el jugador que pasó únicamente un año en Kentucky, cuando llevó a los Wildcats al título nacional.

Pero los veteranos Spurs enseñaron una o dos cosas a los reestructurados Hornets.

Después de que Davis encestó dos tiros libres cuando restaban 1:08 en el reloj para darle a Nueva Orleáns su última ventaja, 95-94, los Spurs cerraron con fuerza. Parker conectó desde atrás del arco cuando le restaban 49,6 segundos al partido, y terminó con 23 puntos. Luego de que el venezolano Greivis Vásquez falló un fácil triple, Duncan afianzó la ventaja con dos tiros por falta.

Vázquez sumó ocho puntos y seis rebotes en casi 37 minutos y medio.

Al-Farouq Aminu intentó otro disparo de tres puntos, pero falló por mucho. Los Spurs movieron el balón para agotar el tiempo, mostrando que no están listos para rendirse ante un equipo como los Hornets.

El brasileño Tiago Splitter aportó siete puntos para los Spurs, con seis tableros y una asistencia, en 15:50 minutos de acción.

Nueva Orleáns está comenzando de nuevo después de transferir a Chris Paul a los Clippers el año pasado y desplomarse al sótano de la Conferencia Oeste. Se ganaron la lotería, obtuvieron a Davis con la primera selección y también consiguieron a Austin Rivers en la primera ronda.

Rivers, hijo del entrenador en jefe de los Celtics de Boston Doc Rivers, estuvo en la alineación titular por primera vez, pero no tuvo ni de cerca el impacto de Davis.

Con molestias en un tobillo durante la pretemporada, Rivers acertó sólo uno de nueve tiros y terminó con siete puntos.