El Senado de Argentina inició hoy el debate del proyecto de ley de Presupuesto 2013 elaborado por el Gobierno, que fija para el próximo año un crecimiento económico del 4,4 por ciento y una inflación del 11,2 por ciento, entre otras pautas.

La iniciativa, que ya fue aprobada por la Cámara de Diputados, era discutida desde la tarde de hoy en la Cámara alta y se prevé que su tratamiento demore varias horas.

El plan presupuestario fija un superávit primario (antes del pago de deudas) de 65.893 millones de pesos (13.960,3 millones de dólares), equivalente al 1,70 por ciento del producto interior bruto (PIB).

Según cálculos oficiales, el gasto público crecerá el 16,3 por ciento, mientras que los recursos subirán el 24,3 por ciento, a partir de un alza de la recaudación tributaria del 22,7 por ciento, indicaron.

El Gobierno de Cristina Fernández prevé que en 2013 el tipo de cambio será de 5,10 pesos por dólar, con exportaciones por 549.387 millones de pesos (116.395,5 millones de dólares) y un superávit comercial de 13.325 millones de dólares.

Calcula que los pagos de deuda pública equivaldrán al 2,17 por ciento del PIB, unos 55.305,6 millones de pesos (11.293,5 millones de dólares).

La meta de crecimiento del PIB para 2013 ha sido fijada en 4,4 por ciento, desde un 3,4 por ciento previsto para 2012, mientras que la pauta de inflación para el próximo año fue fijada en el 11,2 por ciento.