La policía de Londres abrió un expediente para investigar las acusaciones de que un árbitro utilizó "lenguaje inapropiado" contra dos jugadores de Chelsea durante un partido por la liga Premier de fútbol.

El árbitro Mark Clattenburg es acusado de insultar a los mediocampistas John Obi Mikel y Juan Mata el domingo en la derrota 3-2 ante Manchester United, según el abogado cuya querella provocó la investigación.

Un día después del encuentro, el director de la Sociedad de Abogados Negros, Peter Herbert, dijo que le pidió a las autoridades que investiguen si hubo un "insulto con agravante racial" en el estadio Stamford Bridge.

La Policía Metropolitana respondió el martes con un comunicado en el que anuncia que "inició una investigación sobre los supuestos comentarios realizados durante un partido de fútbol entre Chelsea y Manchester United".

Chelsea sólo se quejó contra Clattenburg ante la Asociación Inglesa de Fútbol porque después del partido supuestamente utilizó "leguaje inapropiado".

El director ejecutivo de la unión de jugadores, Gordon Taylor, dijo el martes que uno de los comentarios de Clattenburg fue de índole "racial".

Clattenburg no ha respondido a las acusaciones.