El Parque Zoológico Nacional de Cuba ampliará y garantizará la continuidad de su colección de animales africanos con un donativo de 23 especies que se mudarán a mediados de noviembre próximo de la reserva en las selvas de Namibia a las abiertas praderas de la instalación en la isla caribeña.

Un vuelo especialmente fletado para la denominada "Operación Arca de Noé II" aterrizará el próximo 14 de noviembre en La Habana con la mayor parte de los 183 animales que integran la donación del Gobierno de Namibia, anunciaron hoy directivos y especialistas de la institución en una rueda de prensa.

"Tenemos todas las condiciones creadas, aseguramientos médicos y de alimentación, de acuerdo a las regulaciones internacionales establecidas que vamos a cumplir estrictamente. Estamos listos para recibir los animales" para incrementar la colección, dijo el director general del Zoo, Miguel Luis Abud.

El encargado de negocios de la embajada de Namibia en Cuba, Collin O'Brien Namalambo, indicó que la donación al zoo isleño es una "decisión soberana, resultado de nuestros fuertes lazos de amistad, hermandad y excelentes relaciones".

"Está basada en análisis científicos e intercambios entre los científicos namibios y cubanos", recalcó y recordó que el Gobierno namibio ha realizado similares prácticas con otros países.

Desde que abrió sus puertas al público en 1984, cuando la fauna africana en exhibición viajó desde Tanzania, el mayor parque zoológico de Cuba, con una extensión de 342 hectáreas, no ha recibido nuevos ejemplares sino que se habían obtenido a partir de la reproducción en ese hábitat habanero, explicaron los expertos.

Antílopes, buitres, avestruces, hienas manchadas y pardas, leones, leopardos, chacales de lomo negro, guepardos o chitas, linces caracal, puercoespines y zorros Oreja de Murciélago, componen el primer envío de 131 animales de 20 especies.

Para un segundo viaje en marzo del año 2013 quedarán cinco elefantes y 10 rinocerontes blancos y negros.

El especialista Israel Fernández señaló que vienen 51 machos y 95 hembras en grupos reproductivos destinados a asegurar la ejecución de un programa de regeneración de las especies existentes y otras nuevas que se incorporan para proporcionar mayor atractivo a las áreas de exhibición del centro recreativo, educativo y científico.

Precisó que esta adquisición permitirá mejorar genéticamente la colección, desarrollar cruzamientos y eliminar la consanguinidad, aportará sangre nueva porque, excepto la elefanta "Ana", el resto de los animales que tienen actualmente han nacido en el propio Parque.

Consideró que será una oportunidad de profundizar los conocimientos de sus técnicos en el manejo de la fauna exótica africana en un régimen de aparente libertad en extensos espacios naturales, aunque estarán en cautiverio.

Junto a los animales llegarán medicamentos, equipos de laboratorio y los alimentos necesarios para garantizar su adaptación durante la etapa de cuarentena a la que serán sometidos tras su arribo a Cuba.

Estos ejemplares, escogidos en las manadas de la reserva de fauna de Namibia, se sumarán a los 883 ejemplares de 109 especies de herbívoros, carnívoros y aves, entre otras, oriundas de América, Eurasia y África.

Su arribo al Zoo Nacional de la isla ha llevado a realizar obras constructivas en sus áreas permanentes y otras para el ingreso en la sección dedicada a pasar la cuarentena, donde sus anfitriones dijeron que les espera "un tratamiento especial" y que se adapten bien al clima caribeño.