La Unión Europea (UE) enviará el 12 de noviembre próximo a Asunción una misión exploratoria previa al posible envío de observadores a los comicios generales de Paraguay, del 21 de abril de 2013, informaron hoy fuentes oficiales.

La comitiva, que permanecerá cinco días en esta capital, tiene previsto elaborar un informe que será elevado a las autoridades de la UE, que emitirán una resolución, informó el Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE) de Paraguay en un comunicado.

El anuncio fue realizado luego de la reunión que mantuvieron el pasado viernes el presidente del TSJE, Alberto Ramírez Zambonini, y el jefe de la de la Delegación de la UE en Paraguay, Eduardo Lechuga.

Lechuga explicó a Efe que, una vez que se conozca la decisión, previsiblemente a principios de diciembre, se trabajaría sobre el mecanismo para el despliegue de la misión, que podría comenzar a finales de enero de 2013.

Detalló que Paraguay figura en la lista de países en los que la UE considera posible hacer una misión de observación el año próximo.

La misión exploratoria conversará con los miembros del TSJE, representantes de la Organización de Estados Americanos (OEA), líderes de partidos políticos y con representantes de la sociedad civil, precisó Lechuga.

En las elecciones de 2013 se conocerá al sucesor del presidente, Federico Franco, quien asumió el poder el 22 de junio pasado tras la destitución de Fernando Lugo en un controvertido juicio político.

Paraguay también prevé para esos comicios la visita de misiones de observación de la OEA y de la Fundación Jimmy Carter, que estarán encabezadas por los expresidentes Óscar Arias, de Costa Rica, y Jimmy Carter, de Estados Unidos, respectivamente.

"Creo que la presencia de estas tres instituciones prestigiosas, reconocidas mundialmente, es el signo claro e inequívoco de la voluntad que tenemos de colaborar con la Justicia Electoral para que este proceso electoral sea el más transparente", expresó hoy Franco en declaraciones a periodistas en sede de Gobierno.

La destitución de Lugo devino en la suspensión de Paraguay en el Mercosur y la Unasur hasta las elecciones de 2013.