EEUU- El abridor estelar de los Dodgers de Los Ángeles, Clayton Kershaw, no sólo brilla desde el montículo sino que destaca aun más por su labor humanitaria que le hizo merecedor al prestigioso Premio Roberto Clemente que cada año otorga durante la Serie Mundial el beisbol profesional.

Un año despues de ganar el premio Cy Young por su labor como lanzador, el zurdo Kershaw tambien vio compensada la humanitaria que realiza fuera del diamante con otro premio que le honra mucho más.

Kershaw, de 24 años, fue distinguido con el Premio Roberto Clemente, por su extraordinaria labor solidaria y de ayuda en varios países de África, especialmente Zambia, siendo el más joven que lo recibe cuando la media es de 35 años de los 42 entregados hasta ahora desde 1971, que recibió el primero el legendario Willie Mays.

El comisionado de las Grandes Ligas, Bud Selig, y la viuda de Roberto Clemente, Vera Clemente, presentaron el premio al pitcher en el Comerica Park de Detroit antes del cuarto partido de la Serie Mundial.

"Grandes Ligas se siente orgullosa de presentar nuestro más prestigioso galardón por acciones fuera del terreno de juego, el Premio Roberto Clemente, a Kershaw", anunció Selig.

"Sus hazañas en el campo, a tan temprana edad, son conocidas por los aficionados, pero yo me siento complacido que nuestro juego pueda reconocer los extraordinarios esfuerzos de Clayton y su esposa Ellen para hacer una diferencia en las vidas de los niños de Zambia", subrayó Selig.

El pelotero puertorriqueño Clemente fue un ejemplo dentro y fuera del campo de juego en su carrera de casi 20 años en Grandes Ligas.

Por ello, las mayores pusieron su nombre a un premio que reconoce anualmente "al jugador que sea el mejor representante del deporte del beisbol, y un ejemplo de compañerismo, dedicación a obras comunitarias, de caridad y contribución al equipo".

Clemente bateó 3.000 imparables durante su carrera y fue un líder que siempre defendió y habló por las minorías, especialmente los primeros latinoamericanos que jugaron en las Grandes Ligas.

La figura puertorriqueña falleció la noche de Año Nuevo de 1972 en un accidente aereo, cuando trataba de llevar ayuda humanitaria a las víctimas de un terremoto que asoló el país hermano de Nicaragua.

Todos los años, cada equipo de las Grandes Ligas nomina un candidato y la lista de ganadores de todos los tiempos incluye a 14 miembros del Salón de la Fama de Cooperstown.

"Tengo que agradecer a muchas personas", declaró Kershawk al recibir el premio. "Ganar esto es más importante para mí que cualquier premio individual que pueda conseguir. Hay muchas cosas que podemos hacer en el terreno, pero ese es nuestro trabajo, sin embargo, ser reconocido por esto, es algo asombroso", agregó.

Kershaw tambien quiso darle las gracias a su esposa Hellen por todo el apoyo que ha recibido para entre ambos realizar la labor humanitaria de ayudar a los más necesitados.

"Ellen, gracias a ella tambien. Ha hecho un gran trabajo y esto significa mucho para ella", destacó Kershaw, que se convirtió en el decimo lanzador ganador del Premio Roberto Clemente.

Solamente otros tres (Ron Guidry, 1984; Rick Sutcliffe, 1987, y John Smoltz, 2005) lo hicieron despues de haber ganado el Cy Young.

Guidry fue reconocido como mejor lanzador de la Liga Americana en 1978, con los Yanquis de Nueva York, mientras que Sutcliffe (1987 con Cachorros de Chicago) y Smoltz (1996 con Bravos de Atlanta) lo consiguieron en la Liga Nacional.

El año pasado, Kershaw fue el Cy Young de la Liga Nacional despues de lograr la triple corona del pitcheo (21-5, 2.28 de efectividad y 248 ponches).

El zurdo tuvo otra destacada actuación en el 2012, cuando terminó con marca de 14-9, lideró el viejo circuito en efectividad (2.53) y salidas (33) y ponchó a 229 bateadores en 227.2 entradas que trabajó con los Dodgers que se quedaron a las puertas de la fase final.

Kershaw y su esposa fundaron "Kershaw Challenge", una organización que incentiva a personas para hacer la diferencia ayudando a niños en riesgos y comunidades necesitadas.

La organización ha realizado un gran trabajo con niños huerfanos de Lusaka (Zambia), donde además de cuidados y atenciones han establecido un fondo especial para enfermos del SIDA y otras enfermedades que afectan a la población.

Ellen y Clayton Kershaw escribieron un libro que fue publicado en enero de este año, que describe sus viajes juntos a Africa. Los fondos generados por el libro fueron destinados al programa de hogares para desplazados en Zambia.

"Felicidades a Clayton y su esposa Ellen. Lo que el ha hecho a tan joven edad, dentro y fuera del terreno, es asombroso. Estoy feliz de que haya ganado el premio", manifestó Vera Clemente, la esposa del legendario pelotero puertorriqueño. "Roberto fue un buen samaritano y el premio reconoce a los jugadores que siguen su ejemplo"